Aprende a extraer más leche materna!

 

Buenas! Hoy vamos a aprender a extraer y aumentar tu producción de leche materna. 

A menudo no estamos seguras de si la leche que producimos es suficiente para alimentar a nuestro bebé, o tenemos que incorporarnos a trabajar dentro de poco y necesitamos tener nuestro propio banco de leche materna.

En estos casos no solo necesitamos el sacaleches para extraernos la leche, también necesitamos aumentar la producción y esto no siempre es fácil.

Modelo de sacaleches

Compra un sacaleches bueno, de las principales marcas y no el más barato de Amazon. Los sacaleches baratos no suelen tener distintos tipos de succión y a diferente intensidad. 
Los baratos como mucho te valdrán para vaciar tus pechos.

No es tan importante el tipo de sacaleches que sea: manual, eléctrico simple o eléctrico doble, importa que sea de calidad para que no te haga daño y ayude a estimular el pecho.

A la vez que das el pecho

Nada estimula tu producción de leche como tu bebé. Los primeros meses de lactancia puedes darle el pecho a la vez que te extraes leche.

Si te has fijado, a menudo, cuando amamantas a tu bebé de un pecho el otro pecho puede gotear, esto facilita muchísimo la extracción de leche.

 Esta técnica es útil hasta los tres meses más o menos, despues es dificil porque empiezan a distraerse con el ruido del sacaleches.
 

Elige bien la talla del embudo

 A menudo este es un detalle en el que las madres no nos fijamos al comprar el sacaleches, pero es muy importante. Es la diferencia entre hacerte daño o extraerte leche.
Las principales marcas de sacaleches, como Medela o Avent, permiten elegir entre dos o tres tallas de embudo.

Para saber si estás usando un embudo de tu talla debes ver que tu pezón entra en el sacaleches con cierta holgura, pero sin que entre demasiada aureola. En el siguiente gráfico se puede ver bien:

Consejos para saber si el embudo PersonalFit es del tamaño correcto.
Consejos para saber si el embudo PersonalFit es del tamaño correcto.
 

El mejor momento

El mejor momento para extraerte leche suele ser una hora después de haber dado el pecho. En este momento aun falta un rato para volver a dar el pecho, pero ya te ha dado tiempo a producir leche.
 

Muchas veces al día

A veces nos empeñamos en sacar mucha cantidad y hasta nos hacemos daño al intentar que salga un poco más de leche. Si lo que quieres es estimular tu cuerpo para producir más leche es mas importante la repetición que el tiempo.
Con sesiones de entre 5 y diez minutos ayudarás a que tu cuerpo siente que necesita producir leche más a menudo. Es mucho más útil ponerse 6 u 8 veces al día que una sola vez una hora.
 

No mires

“Olla vigilada nunca hierve” Con este viejo refrán quiero decirte que la impaciencia no sirve de nada. No mires si está saliendo mucha leche o poca. Relájate! Una película entretenida o un poco de música puede ayudarte en esta situación.

 

¿Y tu? ¿Qué recomendarías a otras madres para ayudar a extraer más leche?